7 nov. 2009

9- Mi casa es un Circo

Sí, éste es el papá, como veis no se queda corto en cuestión de habilidades, es muy cariñoso. Tiene un gato que se llama Trampolín, que sólo come chocolatinas y pescado. Poco a poco este minino suave y desconfiado se ha hecho muy amigo mío. Su especialidad es caminar por la barandilla del balcón y hacer triples saltos mortales.
El gato Trampolín con don Contorsio





2 comentarios:

  1. El visitante 1011 se pregunta si el gato Trampolín conoce los poderosos poderes de las chocolatinas. Ahí hay tema para otro cuento, el día en el que Malabaro se encuentra un trozo que ha dejado el minino, lo prueba y...decide compartir los placeres con una coqueta ratita. ¡Ya tienes nuevo argumento, pero no para un relato infantil!

    ResponderEliminar
  2. Ya podían ir dejando ideas todos los visitantes y hacíamos, entre todos, un nueve cuento...uy! pero si he escrito nueve,así lo dejo que hoy es 9. Ciertamente la dieta de Trampolín es sugerente y aplicable a un romance entre Malabaro y la Ratita Presumida, por ejemplo, ese tema interesará a los niños tanto como el chocolate...De la otra dieta del minino, no se yo, puede quedar como "guiño" camuflado para quién quiera entender.

    ResponderEliminar